Recontruyendo Irak


In: All News   Posted 05/20/2003
Share:

Sr. Presidente, me pongo de pie hoy para decir unas cuantas palabras sobre la reconstrucción de Irak y lo que es mas importante, la creación de un Irak democrático. Irak esta situada en la cuna de la civilización. Tiene una historia antigua y colorida. Y aunque sea difícil de concebir hoy en día, Bagdad, en sus tiempos, fue vista como el centro de aprendizaje y actividad cultural hasta que fue secuestrada por el régimen fascista de Saddam Hussein. Hoy en día, Irak es un nido de batallas entre clanes, saqueos, y violencia caótica. Hay grupos políticos compitiendo, pandillas de criminales armadas, y maleantes callejeros. El pueblo de Irak esta libre de Saddam, pero aun no están libres del temor. la situación es compleja, delicada, y sin duda difícil. Pero al menos que los Estados Unidos y nuestra coalición de aliados actúen rápidamente y con decisión, el deseo por tener su propio gobierno será solamente un sueño distante para el pueblo de Irak. Yo creo que aun hay esperanza y oportunidad – la esperanza de que el pueblo de Irak pueda conquistar la anarquía que controla sus calles, y la oportunidad de cumplir la promesa de una democracia vibrante en Irak. Ese sueño quizá este lejano para Bagdad hoy, pero en las palabras de John Adams, "Las personas y las naciones son forjadas en el fuego de la adversidad. ‘‘ Para que Irak pueda desarrollarse y salir de los escombros, se requiere la seguridad. Se requiere del orden. Se requiere que gobierne la ley. Primero, debemos de empezar por asegurar la seguridad básica del pueblo de Irak. La gente debe de poder comprar alimentos en el mercado sin el temor de ser robados o secuestrados. Deben de poder practicar su religión sin temer la represalia de actos violentos contra ellos. Sus hijos deben de poder ir a la escuela sin tener que escuchar el sonido de balazos en sus cercanías. el Medio Oriente se parece al Viejo Oeste, y necesitamos restaurar la paz. Debemos de eliminar las amenazas del Partido Baatista que aun permanece y los criminales comunes que controlan las calles y vías. Debemos de ponerle un fin a los saqueos y restaurar los derechos propietarios del pueblo de Irak. Simplemente no podemos construir la fundación de una sociedad justa y pacifica cuando aun no hay seguridad en Irak. el Dr. Karim Hassan, director general de la comisión de eléctricidad de Irak, lo dijo de la siguiente manera: "Denme seguridad, y yo les daré electricidad." los hombres y mujeres de nuestras Fuerzas Armadas han hecho una labor heroica en Irak. Yo se que hablo departe de las personas de mi Estado de Texas, por todos los estadounidenses, y claro por todas aquellas personas que valoran la libertad cuando doy gracias a que las operaciones en Irak se concluyeron rápidamente con una perdida mínima de vidas de la coalición. Pero sería una grave equivocación de sobrecargar tan solo a nuestras fuerzas con la tarea de asegurar la seguridad para el pueblo de Irak. En realidad, esa no es su misión principal. Después de que se restaure la seguridad, se debe de establecer un sistema legal que funcione. Existe el problema inmediato de establecer una fuerza policial. Bajo el régimen de Saddam, la policía no era nada más que tropas a la orden de ese dictador tiránico. Ahora deben de actuar para proteger y defender a las personas a las que antes dominaban y abusaban. La policía en Irak ya no es la ley, que era violentamente expresada; ahora deben de hacer cumplir la ley y ellos también estar sujetos a la ley. Ningún sistema de justicia puede sobrevivir en la ausencia de la ley y la orden, y no puede haber ningún estado democrático en Irak mientras que reine la ingobernabilidad. Segundo, debemos ayudar a que el pueblo de Irak forje una nacían gobernada por la ley y no el hombre. Existen múltiples propuestas que se están considerando para la constitución de Irak. Mientras Irak permanezca en un estado de transición, tiene una rica y larga historia legal. Estas tradiciones deben de ser la fundación para las leyes de esta nación que ha vuelto a nacer, la constitución para un Irak renacido. No debemos de engañarnos en pensar que veremos una copia de los Estados Unidos en los tiempos de Jefferson circa 1787. El pueblo Iraquí empezara su reconstrucción basada en sus tradiciones, una historia tan antigua que se data hasta el Código de Hammurabi. A pesar de nuestra corta historia, América tiene una de las tradiciones políticas sin interrupciones mas largas que cualquier otra nación en el mundo. El fallecido Allan Bloom señaló que lo que aparta a América es la falta de ambigüedad de esa tradición: "Su significado es articulado en discursos simples y racionales, lo cual resulta en persuasión inmediata de manera poderosa y comprensiva para todos los seres humanos. América nos cuenta una historia: el progreso fluido de libertad e igualdad." Existen claras diferencias entre América, donde el gobierno existe desde su principio para preservar y proteger la libertad, e Irak, donde el gobierno, hasta recientemente, existió para limitar la libertad y servir como instrumento de opresión. el gobierno de Irak debe de pasar por unos cambios fundamentales, y una constitución que garantice derechos humanos básicos ayudará lograr esos cambios. La constitución de Irak debe, tal como la constitución de América, decir solo una historia. la constitución japonesa de 1947 es un ejemplo que puede señalar el camino. Después de la Segunda Guerra Mundial, la nueva constitución de Japón les otorgo la autoridad soberana al pueblo y a sus representantes, en lugar del sistema autoritario bajo el mandato del emperador. Esa constitución denuncio la Guerra como un derecho soberano, y requirió que ese país mantuviera las fuerzas armadas para el propósito de funciones policíacas y de defensa solamente, no con el propósito de agresión. Si va haber una oportunidad razonable de éxito para este experimento democrático nacional, se debe de tomar medidas similares en esta nueva constitución de Irak. A principios de este país, George Washington, en lugar de buscar ser un emperador, un rey, o presidente de por vida, regreso a su granja de Virginia, al terminar sus dos términos en la presidencia. Esta acción fue sorprendente en esos tiempos, una humildad política desconocida desde la era de Cincinnatus. Lo cual llevó a que su antiguo enemigo, el Rey Jorge Tercero, describiera a Washington como ``el mejor personaje de sus tiempos. ‘‘ Pero las acciones de Washington no fueron accidentales. Washington reconoció que para que América realmente fuera una nación soberana, debería de ser una nación de leyes. Aun no sabemos que líder escogerá el pueblo de Irak. Pero la identidad del líder democrático es mucho menos importante a largo plazo que el establecimiento de las reglas de ley, y no la de los hombres. Mientras lideres van y vienen, es la ley la que forja una nación. Tercero, Irak necesita un sistema jurídico fuerte e independiente. Este proceso será difícil y lento, pero seria muy peligroso ignorar su importancia. el Jefe de Justicia Rehnquist ha llamado un sistema jurídico independiente,"una de las joyas principales de nuestro sistema gubernamental" Con la ayuda incansable de Irak y sus aliados dedicados a la causa y a la libertad, yo creo que lo mismo puede lograrse para el nuevo Irak. la autoridad central en Bagdad actualmente existe de forma vaga e indeterminable, y es seguro de que el clima político ahí estar&#22